Éxitos del tenis español este fin de semana

Autor: Comentar
Comparte este artículo
Después de la disputa del primer grande de la temporada, el Open Australia, el tenis no nos concede un respiro y entra en una época de gran actividad, con gran cantidad de torneos y también la disputa de las primeras rondas de la Copa Federación femenina. En cuanto al tenis español, como suele ser habitual el fin de semana nos ha traído grandes alegrías.

Tommy Robredo casi dos años después de su último en Buenos Aires, volvió a saborear la victoria final en un torneo. El veterano jugador gerundense, tras una temporada bastante dura por los malos resultados deportivos, ha vuelto con fuerza en este 2011, con buenas actuaciones como los octavos de final en Melbourne, dónde llegó a poner en dificultades incluso a Roger Federer (4 duros sets necesitó el suizo) y que ahora ratifica con este título en el torneo de Santiago. Al jugador español se le ve totalmente recuperado de problemas de lesiones y con un gran estado de forma está volviendo a ofrecernos el tenis sólido que siempre ha demostrado en su carrera.



En la final se enfrentaba al colombiano Santiago Giraldo, número 57 del mundo (aunque a partir de este lunes asciende hasta la posición 44), y que está teniendo su mejor arranque como profesional con 10 victorias y tan sólo 3 derrotas. Era además su primera final de un torneo ATP.

Pero el español, con mucha más experiencia en el circuito (con esta, su decimoséptima final en torneos individuales con 10 victorias finales) empezó el partido con mucha más serenidad y confianza en su juego. A pesar de tener dos bolas de break en contra, pudo remontar y empezar a imponer su sólido juego de fondo de pista, con duros golpes y pocos fallos. Así, rompió el saque de su rival en dos ocasiones para acabar imponiéndose con facilidad por 6-2 ante un rival que no encontraba el juego que le había llevado a la final.

Todo parecía indicar que la segunda manga sería fácil también para el de Hostalric, al volver a romper el saque a su rival en el primer juego. Sin embargo, el jugador colombiano se empezó a soltar toda la presión al verse derrotado, y empezó a dar mucho más fuerte a la pelota y presionar al español. De esta manera, no sólo recupero el break, sino que hizo un segundo que le llevó a imponerse en esta segunda manga por 3-6. Giraldo totalmente volcado, con una derecha dominadora, siguió con la tónica en el tercer y definitivo set. 2-5 para el colombiano, con el jugador español con problemas físicos, que empezó a tirar de experiencia contra un rival que empezó a tener miedo a la victoria. Así, Tommy remontó llegando hasta el tie break, dónde se impuso contra un rival ya entregado.

Con esta victoria Robredo sube hasta la posición 31 del mundo, que promete seguir mejorando si sigue con este nivel de confianza y juego.

El fin de semana tenía otro protagonista para el tenis español. El equipo femenino se enfrentaba a su primer “match ball” de los dos que tendrá que superar para poder alcanzar de nuevo el grupo mundial de la Copa Federación, y así volver al lugar que históricamente le corresponde con las mejores del mundo.

La primera parada era este fin de semana a domicilio, en Tallin contra la selección de Estonia. Sobre la teoría con el equipo español como favorito, contra un equipo estonio que tiene como principal y casi única jugadora importante a Kaia Kanepi, prometedora jugadora y número 17 del mundo en la actualidad.

La primera jornada dejó las espadas en todo lo alto con victorias de María José Martínez y la derrota de Carla Suárez. El tercer partido se presentaba como el más importante, ya que enfrentaba a la propia María José y Kanepi. La veterana jugadora de Yecla empezó perdiendo por 3-6, sometida al dominio de la jugadora local que parecía dispuesta a ganar por la vía rápida. Pero la jugadora española no se vino abajo y en el segundo set subió el nivel de su juego, con golpes mucho más duros y ajustados que le llevaron a imponerse por 6-4. En el tercer set, la tónica general siguió con Kanepi sometida al juego de la española, que le llevaba a tener numerosos fallos. Al final, 6-3 y victoria española que se ponía 2-1 en el total de la eliminatoria.

El cuarto partido supuso la sentencia, con Carla Suárez, que se repuso de la derrota en la primera jornada, imponiéndose con suma facilidad a una jovencísima jugadora estonia Anett Kontaveit (15 años) por un doble 6-2. Con la eliminatoria decidida la pareja española Nuria Llagostera y Anabel Medina, en un partido intrascendente, se volvieron a imponer a la pareja estonia Maret Ani y Magrit Ruutel por 6-1 y 7-6. Estableciendo el 4-1 final.

Siguiente parada en Abril contra el equipo que salga del sorteo de este miércoles, en el que se establecerá si jugaremos también como locales o de nuevo a domicilio. Será una final para poder volver al grupo Mundial.

Por:
Etiquetas: , ,
Categorías: Destacados, Especiales, General


0 Comentarios Enviar un comentario


    Utilizamos cookies propias y de terceros para generar estadísticas de audiencia y mostrar publicidad personalizada analizando tu navegación. Para poder seguir navegando necesitamos que aceptes su uso. más información

    Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

    Cerrar