red de blogs cosasde
 
 Comentarios: 0

David Ferrer no pudo superar a Andy Murray en la final del Masters 1.000 de Shanghai y eso a pesar de, al igual que en el resto del torneo, exhibir un gran nivel, pero el tenista escocés se encuentra en un momento de juego espectacular, como ya demostró la semana pasada venciendo también en la final de Tokio a Nadal. El británico sigue cosechando victorias en la mejor temporada de su carrera, lo que le ha permitido alcanzar la tercera posición de la ATP, desbancando al suizo Roger Federer.

Murray llegaba a la final mucho más descansado, ya que solamente había tenido que disputar tres partidos y que había resuelto con bastante comodidad. En cambio, Ferrer, además de un partido más, venía de disputar una durísima semifinal contra Feliciano López. A pesar de ello, el de Jávea no perdió la cara nunca al partido, ofreciendo grandes puntos y un espíritu de lucha encomiable. Pero es que enfrente el británico exhibía un juego de grandísimo nivel, con puntos increíbles y con muy pocos fallos.

Nada más comenzar el choque Murray demostraba que iba a por todas, rompiendo el saque del español. David supo reaccionar y en el juego siguiente recuperó el servicio. Durante el resto del set máxima igualdad, con un Ferrer muy ofensivo y un Murray aguantando con una gran solvencia. El momento decisivo fue con 5-5 y saque para el español. El escocés vio su oportunidad ahí y logró una ruptura que sería definitiva.



El segundo set repitió el esquema, sólo que esta vez le costó mucho más a David recuperar su saque. A pesar de lograrlo, el alicantino comenzó a dar signos evidentes de cansancio. Enfrente Murray estaba muy fresco y eso se notó mucho al subir un punto más a la intensidad de su juego, lo que le valió para romper el saque nuevamente de su rival y sentenciar el partido con un marcador global de 7-5 y 6-4. A pesar de la derrota Ferrer puede estar muy contento por el nivel mostrado durante todo el torneo y por su actitud tan ofensiva en esta final. Es la tercera derrota en un Masters 1.000 de David, pero a buen seguro que acabará cayendo si sigue a este nivel.

Las dos últimas citas de la temporada tendrán lugar en el último Masters 1.000 de Paris y en Torneo de Maestros de Londres. Dos torneos que se presentan apasionantes con Djokovic y Murray a un nivel increíble y Nadal y Ferrer, a buen seguro, deseando alzarse con la victoria.

 

Vídeo ESPN

 Comentarios: 0

Comentarios (0)

Envía tu comentario
Nombre:  
Email:  
Mensaje: