Comentarios: 0

El jugador serbio llegaba este domingo a una nueva final, la décima del año, con la intención de seguir con su increíble racha de victorias en todas las finales disputadas. Pero a pesar del gran estado de forma de Djokovic, es también humano y su cuerpo, que ya llevaba avisando desde el torneo de Montreal, le dijo basta, en parte también por el increíble despliegue y el juego ofrecido por Andy Murray. El escocés mantuvo un ritmo muy fuerte durante todo el partido, obligando a Nole a tener que abandonar cuando se estaba disputando la segunda manga.

<


/p>
El inicio del partido en la Pista Central del Lindner Family Tennis se tuvo que retrasar por la lluvia, y todo parecía indicar que hasta el tiempo se convertía en un aliado imprevisto de Djokovic, jugador que llegaba más justo a esta final. Sin embargo, Murray demostró nuevamente el gran nivel que ha demostrado durante todo el torneo y en este 2011 y no dio ninguna posibilidad al número uno del mundo. El partido empezó con un Andy dominador, que movía a su rival de un lado a otro de la pista con fuertes golpes. Gracias a ello, pudo romper el servicio inicial a Djokovic. Andy se mostraba superior, y eso que Novak le devolvió la ruptura. Pero el escocés no bajo el listón en ningún momento y, con largos intercambios y golpes profundos, provocó numerosos fallos del de Belgrado. Al final, tras una nueva ruptura, Murray se llevaba el primer set por 6-4.

El segundo set comenzaba con problemas en el hombro derecho de Djokovic, que requería de la asistencia del fisioterapeuta. El tenista británico vio su momento y no paró de forzar con su juego a su rival. Al final, y con 3-0 en el marcador, Djokovic se vio obligado a retirarse.

Con esta victoria Murray consigue el segundo título del año, séptimo Masters 1000 y 18º título de su carrera. Por su parte, Djokovic deberá aprovechar estos días para reponerse y cargar pilas, ya que en una semana da comienzo el último Grand Slam de la temporada, el Open Usa. Habrá que ver si se puede recuperar a tiempo y puede seguir ofreciendo el increíble nivel que está demostrando esta temporada. Eso sí, esperemos que nuestro Rafa Nadal haya podido recuperar parte de su estado de forma y juego, y luche, tras las dos últimas decepciones, por revalidar el título conseguido el año pasado en el US Open.

 Comentarios: 0

Comentarios (0)

Envía tu comentario
Nombre:  
Email:  
Mensaje: